Preocupado por la situación que afecta al Maule sur, el senador UDI Hernán Larraín solicitó al ministro del Interior, Belisario Velasco, decretar Zona de Catástrofe en las provincias de Linares y Cauquenes.

Según el parlamentario “los problemas climáticos que han tenido lugar en estas últimas semanas están afectando grávemente la producción agropecuaria de diversas comunas del país. Por este motivo, el gobierno ha decretado zona de catástrofe en diversos lugares, principalmente, entre las regiones III y VI de nuestro territorio”.
Al tiempo que agregó: “Sin embargo, la situación afecta también en forma creciente a la región del Maule que, inexplicablemente, ha quedado fuera de la preocupación del Gobierno. Más aún, luego de las últimas heladas ocurridas en estos días, agravadas por la última nevazón que ha tenido lugar hoy”, algo que no sucedía desde 1960 en las provincias de Linares y de Cauquenes.
“Este fenómeno -añadió- afecta hortalizas, praderas, amenaza la subsistencia del ganado y aísla diversos sectores que, tratándose de una zona mayoritariamente de pequeños productores agrícolas, exigen un apoyo del Gobierno”.
“Por ese motivo, le he pedido al ministro del Interior que decrete Zona de Catástrofe a las comunas de ambas provincias mencionadas y, sobre esa base, pueda determinar diversos tipos de ayudas para los afectados, tales como: forraje, subsidios, revisión de créditos Indap y cualquier otra que sea solicitada por la vía oficial”, manifestó.