Hombre que mató a su hijo de un escopetazo y luego lo enterró en el patio de su propiedad quedó en prisión preventiva y formalizado por tres delitos. El inculpado se expone a una pena superior a los 15 años de carcel.

En audiencia de formalización de cargos, el Juzgado de Garantía de Cauquenes acogió la solicitud de prisión preventiva planteada por el Fiscal Francisco Avila, para Manuel Jesús Peña Landeros de 53 años, quien mató a su hijo Andrés Peña (29) y luego lo enterró en el patio de la propiedad que ocuparon hasta hace tres meses en el sector rural de Liucura, 12 kms al sur de Cauquenes, cadaver que permaneció sepultado por cerca de un año.

El desarrollo de la audiencia permitió desvirtuar el argumento de legítima defensa por parte del imputado, toda vez que elementos como la actuación posterior al concreción del hecho y la constante amenaza que afectó a la conviviente del autor del disparo mortal, no permitían dar pie a dicha premisa.

Finalmente, el Magistrado determinó la prisión preventiva para Manuel Peña Landeros, por los delitos de parricidio, inhumación ilegal y tenencia de arma de fuego artesanal.

El Tribunal, además, determinó cuatro meses como plazo para desarrollar la investigación, tiempo que -según versiones- podría ser ampliado a través de una solicitud del la Fiscalía de Cauquenes.

Mientras dure la investigación, el hombre permanecerá en la Cárcel de esta ciudad, pudiendo ser trasladado previa coordinación entre el Tribunal y las partes intervinientes de la causa a prestar declaraciones o realizar nuevas diligencias.

Hay que recordar que la pena de parricidio comienza en los 15 años y 1 día, pudiendo ser aumentada en la medida que se considere la gravedad del delito cometido.

Fuente: NDL