El Gobierno le quitó la urgencia a la Ley General de Educación y acerca posiciones con la Alianza, para lo cual se creará un comité mixto para aunar posturas.

La Moneda pretende aunar posturas referentes a la nueva Ley General de Educación, por medio de un acuerdo “político-técnico” con la Alianza, que tendrá dos meses de plazo para entregar resultados y lograr la aprobación en el parlamento. Al respecto el senador Hernán Larraín, desde Buenos Aires, valoró el gesto del Ejecutivo, pero también sostiene que hay conveninecia.
“La educación es un tema clave para el desarrollo y nuestro proyecto -creo yo- apunta a resolver esas deficiencias, en forma clara” indicó el presidente de la UDI.

Según el parlamentario, la propuesta aliancista fue creada porque las iniciativas que ha presentado el Gobierno “no han sido muy buenas, ni bien recibidas” y además, “generan conflictos de distintos tipos”.

La Alianza con su proyecto -en tanto- pretende lograr aunar esfuerzos y buscar alguna convergencia, entre la iniciativa del Gobierno y la propia. En conversación con la Red Géminis el Senador por Maule Sur, Hernán Larraín, se refirió a lo que espera de este trabajo mancomunado entre Gobierno y oposición.

– ¿Qué le parece que gente de la propia Concertación haya señalado que el proyecto de la Alianza era bueno?
– Lo que pasa es que nosotros hicimos un trabajo desideologizado, no pensando en imponer criterios, sino que buscando las experiencias nacionales e internacionales que ayudan a mejorar la calidad de la educación y sobre todo la educación pública, que era la más deficitaria y yo creo que encontramos un buen camino. Tanto es así, que el Gobierno se acogió a nuestra propuesta, se sumó a la voluntad de llegar a un acuerdo “político-legislativo”, y nos hemos dado dos meses, de aquí al primero de octubre, para llegar a ese acuerdo, estamos trabajando ya en los nombres que van a integrar esa comisión, que la vamos a dejar instalada este jueves, de modo que se pongan a trabajar rápido, porque ese es un tema que no puede seguir postergándose. Ustedes saben que para mí la educación siempre ha sido clave, por eso que tenemos pre universitarios, becas y hemos estado siempre preocupados por la educación y en la medida que esto no se resuelve, se posterga el futuro.

– Entonces, ¿el 1 de octubre ya tendríamos los resultados y los criterios aunados?
– Exactamente, como hay varios proyectos en tramitación legislativa, tenemos una reforma constitucional, tenemos un proyecto de reforma de la superintendencia, de la subvención diferencial y el que modifica la LOCE (Ley Orgánica Constitucional de Educación). Esos cuatro puntos estarán bajo la lupa, porque nuestro proyecto, de alguna manera, se refería a todos ellos y el Gobierno se allanó a discutir todo en una sola mirada y es lo que estamos haciendo, así que yo miro con cierto optimismo y confianza con que los resultados se van a dar y espero por el bien del país que así ocurra.

– A su juicio, esta apertura al diálogo por parte de la Concertación ¿es un reconocimiento que el proyecto oficialista no era bueno?
– Yo no me atrevería a decir que ellos lo hayan calificado así, pero me atrevería a decir que ellos sabían que su proyecto no iba a ser aprobado y por lo tanto hay una señal, al menos, de realismo. Y como han visto , por otro lado, una iniciativa que gente de la Concertación como Mariana Aylwin, José Joaquín Brunner y otros más han dicho que estamos en frente de un buen proyecto, que tiene muchas cosas muy positivas. Yo creo que la suma de eso; el temor al fracaso y por otro lado, una propuesta seria y razonable, como la que ha hecho la Alianza, ha hecho que el Gobierno nos de la razón y abra un espacio de negociación, que era lo que nosotros planteamos, que fue rechazado habitualmente, pero que ha encontrado un camino de solución.

– Cuándo comienza a trabajar el nuevo comité?
– El jueves se instala y esperamos que genere su propio cronograma de trabajo, estará integrado por los parlamentarios de ambos sectores -la Alianza y la Concertación- que están en la comisiones de educación, con los técnicos correspondientes que van a acompañar y que harán esta “comisión político técnica”, pero dentro del ámbito legislativo. Van a funcionar en el congreso, en el Senado antiguo, donde esperamos tener toda la iluminación que necesita tener nuestra educación.

Patricio Alexis Díaz, Radio Red Géminis