“Denunciando se previene el femicidio”, es el nombre con que la Brigada de Homicidios de la PDI y la Dirección Regional del Servicio Nacional de la Mujer, pusieron énfasis para resaltar la campaña nacional de prevención del acto de femicidio.

La jornada se desarrolló en la sede institucional de la PDI en Talca y contó con la presencia del gobernador provincial Oscar Vega, el jefe nacional de la Brigada de Homicidios, prefecto Sergio Claramunt; el jefe de la PDI del Maule, prefecto Pedro Danceanu Weiss; la jefa provincial de la misma institución, prefecto Ivonne Mercado Canales; la seremi de Justicia, María Luisa Vallejos, la directora regional del Sernam, Edith Godoy Encalada y la comunidad organizada que estuvo convocada.

Sergio Claramunt, explicó que durante los últimos cuatro años, la PDI a través de las 22 Brigadas de Homicidios en el país, concurrió e investigó 136 femicidios y que esa cifra motivó a la Policía de Investigaciones de Chile, impulsar desde el 2010 una campaña de prevención con la colaboración del Servicio Nacional de la Mujer.

“Para ello hemos puesto al servicio de esta campaña de prevención toda nuestra experiencia en la investigación del delito y entregar herramientas que permitan hacer la denuncia a tiempo”, señaló el prefecto Claramunt.

Agregó que la institución policial cada año busca sensibilizar, educar y contener este delito, “porque así estamos evitando que el número de mujeres fallecidas a manos de sus parejas, aumente”, precisó.

Respecto a la competencia de la PDI en los procesos judiciales, la autoridad policial aclaró que la institución  no puede ir en contra de la ley o dar una opinión en la tipificación del delito.

“Lo que nosotros hacemos como PDI es aportar todos los antecedentes de la investigación a la fiscalía, al fiscal y es él quien presenta la formalización de una persona. La Brigada de Homicidio lo que hace en cada investigación es ser lo más acucioso y profesional posible, con todos los métodos que tenemos a nuestras manos”, expresó.

Por su parte, la Directora Regional del Servicio Nacional de la Mujer, Edith Godoy Encalada, expresó que si bien en la actualidad la región del Maule no registra ningún femicidio, “eso no quiere decir que no exista violencia o violencia grave contra una mujer en la región”.

Afirmó que la sociedad en su conjunto debe tomar conciencia que la violencia en todas sus formas es un flagelo que se debe enfrentar y para ello debe existir un trabajo coordinado entre instituciones públicas y otros aliados que permita prevenir la violencia de género.

“La mujer se demora en promedio 7 años en denunciar violencia, por tanto, se debe empezar a tomar consciencia que la denuncia es importante, de lo contrario al no hacerlo nos vemos enfrentados a la muerte de una mujer”.

La jornada consideró la intervención del gobernador de Talca, Oscar Vega y exposiciones sobre la temática: La subcomisario y socióloga de la jefatura nacional de Homicidios, Carol Muena Ciero, expuso sobre la teoría social del femicidio y la abogada del Centro de la Mujer del Sernam-San Javier, Lorena Leal Luna,  se refirió a la ley 20.066 y femicidio.

Por: Gustavo Almendras