Encabezado por el Intendente Hugo Veloso, autoridades regionales realizaron campaña preventiva en terreno para evitar accidentes de tránsito durante fiestas patrias, cifra negra que dejó el año 2013 con cinco personas fallecidas, que se suman a los miles de chilenos que no celebrarán este 18 de septiembre por recordar el duelo por seres queridos que partieron en la misma fecha producto de una tragedia de tránsito.

En una campaña denominada “Este 18 hay chilenos que no celebran” centrada en las víctimas y fundamentalmente en quienes han perdido a parte de sus familias en accidentes de tránsito, la primera etapa se realizó en pleno centro de la comuna de Curicó, que congregó una gran expectación, en especial por la dureza de la campaña compuesta por volantines negros que llevaban impreso el nombre de victimas reales y que se suma al video entregado por la Comisión Nacional de Seguridad de tránsito llamado “La Consentida” donde una madre canta a su pequeña hija fallecida en un accidente.

Para la Seremi de Transportes y Telecomunicaciones del Maule, Patricia Miranda, el hecho que la campaña esté centrada en las víctimas será una ayuda para tomar mayor conciencia del cuidado que se debe tener durante las fiestas “Sí, nuestra campaña es dura, precisamente para concientizar a la ciudadanía de no manejar con alcohol ni a exceso de velocidad, las cifras lo dicen, el 40% de las personas mueren por exceso de velocidad, el 20% por tener algún grado del alcohol más otro 20% por la conducta irresponsable de los peatones” señalo la secretaria ministerial.

En tanto y ya instalados en la carretera, el Intendente del Maule, Hugo Veloso, hizo alusión a la promulgación de la Ley Emilia, que aumentará exponencialmente las penas para quienes sean protagonistas de un accidente bajo la influencia del alcohol “Las penas van a partir de esta ley desde los 3 años y un día a 5 años, y aquellas personas que manejando bajo la influencia del alcohol la pena va de 5 a 10 años si hay resultado de muerte, además en cada caso el juez está obligado a aplicar la pena mínima que es desde los 3 años de presidio” Destacó la primera autoridad regional.

Para lograr cumplir con la disminución de muertes ha sido fundamental la ley Tolerancia 0 alcohol, sin embargo, la directora regional de SENDA, Patricia Gajardo, destacó que se debe partir por un cambio cultural de las personas “No está mal acompañar un buen pedazo de carne con una copa de vino, el problema está cuando esto se produce con exceso, así que nuestro llamado es a tener responsabilidad, la gente que va a conducir, los ciclistas y peatones al autocuidado, cualquiera sea el caso si hay alcohol no tenemos los 5 sentidos alerta a lo que pueda suceder” dijo la directora.

La autoridad policial sostuvo que el operativo ya comenzó y que se reforzará diariamente hasta el fin de las fiestas “Se han aplicado diversas medidas, que ya comenzaron a contar de esta semana, las que se irán intensificando hasta lograr su peak en el fin de semana largo por lo que los radares de velocidad y el alcotest serán nuestro principal refuerzo para disminuir la cifra de accidentes en la región” Manifestó el Capitán de Carabineros, Cristián Norambuena, Jefe Regional de la SIAT.

Uno de los factores que aumentan el riesgo es el alto flujo vehicular que se produce en esta fecha, por lo que Ruta del Maule ha dispuesto un operativo especial para enfrentar la sobrecarga de la ruta “Vamos a trabajar con 12 vías, con la posibilidad de tener 9 en un sentido y 3 en el otro para el día 21 que es en el que se prevé un mayor flujo, vamos a trabajar en 3×1 luego de acordarlo con la autoridad, aunque el llamado es a planificar y comenzar sus viajes temprano para evitar atochamientos en la ruta” dijo la Gerente de Operaciones de Ruta del Maule, Cecilia Zapata.

Con todo lo anterior las autoridades de la región del Maule esperan poder disminuir la cifra de 5 personas fallecidas que se registraron durante las fiestas patrias 2013, pero fueron enfáticos en manifestar que ninguna campaña es de ayuda sin que las propias personas tomen conciencia del peligro del exceso de velocidad y el alcohol, cada vez que alguien toma la responsabilidad de guiar un volante.

Por: Luis Osorio Beltrán