Una fuerte y extensa tormenta eléctrica con impresionantes truenos sorprendió y asustó a los cauqueninos que disfrutaban del día de Navidad.

El fenómeno natural, poco usual para esta época del año, se dejó sentir con toda su intensidad desde pasadas las 18:00 horas y se extendió por más de cuarenta minutos.

El amanecer con cielos nublados, que sirvió como descanso entre tantos días de altísima temperatura, no hacía presagiar la tormenta eléctrica que en algunos sectores ubicados más al sur de esta comuna se hizo acompañar por fuertes lluvias.

Las luces y destellos producido por los rayos se transformaron en un verdadero espectáculo para niños y adultos que salieron a la calle para disfrutar la fuerza de la naturaleza que se dejó sentir con toda su intensidad.

El fenómeno eléctrico comenzó a amainar cerca de las 19:00 horas dejando tras de si cielos más nublados que anunciaban chubascos en algunos sectores más urbanos.

El mal tiempo en esta fecha es más bien habitual, sólo basta recordar que para la Navidad del año pasado cayó sobre esta ciudad una intensa lluvia que colapsó los sistemas de alcantarillados en varios lugares produciendo incluso la inundación de algunas viviendas. Eso sí, sin los fuertes truenos de este martes.

El Centro